Milagro: ya vuelvo a cine

Miguel Yusty

Cuando todo era confusión, cuando todo apuntaba a que el presidente Duque presentaría su reforma tributaria, que desencadenó la insurrección urbana en Colombia, y cuando los efectos devastadores del covid-19 solo estaban en los cuadros y en los estudios de los especialistas, cuando ni siquiera la OMS había aceptado que la humanidad se encontraba al frente de una pandemia monstruosa y que además a mí me iba a colocar al borde de la muerte, se levantó en medio de este caos la figura y la palabra de Munir Falah, quien como presidente de Cine Colombia decidió erguido, de manera clara y sin reversa, cerrar todos los teatros de la cadena hasta nueva orden, como ha debido hacerlo el Gobierno Nacional ante las solicitudes y los estudios, que le indicaban que no debía presentar la reforma tributaria, deslegitimar el paro nacional y militarizar las ciudades, pues el plan de “guerra urbana” era una verdad de apuño tal como ha quedado demostrado desde el 28 de abril.

Munir Falah, a quien conozco desde hace muchos años y cuando se hagan los análisis, será reconocido como el dirigente empresarial que se le adelantó a la paquidérmica mirada del Gobierno Nacional y sin temblarle la mano y sin hacerle el juego a las medidas transitorias que se expidieron y que permitían ir un ratico a cine.

Munir solo dejó abierto en las manos expertas de Andrés Villegas el Autocine de Piedra Grande, donde concurrí con mi hijo, con mi hermana y Geraldine, hasta que las mingas cocaleras decidieron arrebatarnos a machete y a fusil la movilidad por la Panamericana.

Es que para mí estar en una sala de cine, sentirme en ella, saber que estoy en frente de la magia de la imagen, las palabras y la música, es un placer celestial, como alguna vez lo escribiera Borges.

Yo siento en el cine algo parecido a lo que me ocurre cuando me siento por la noche con Fanny en Siboney a escuchar el detalle de cada disco que mi amigo Darío Muñoz programa, como un homenaje a la salsa de Nueva York.

A cine regresaré este fin de semana y a Siboney cuando todos estén vacunados. ¡Gracias Munir!

Comments

Comparte esta noticia...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar