Mónica Gaitán, una candidata con una dura historia

Por Mauricio Ríos Giraldo

Como la candidata a la Gobernación del Valle del Cauca por Colombia Justa Libres, Mónica Gaitán, es nueva en la política, pocos conocen su historia de vida…

En los debates y en los diferentes espacios en los que se ha presentado, Gaitán ha impactado al contar que estuvo exiliada durante 12 años, debido a que su vida estuvo en riesgo por su trabajo…

La abogada trabajó como fiscal en Roldanillo, Buga, Cartago, Cali y Bogotá, donde estuvo al frente de casos de narcotráfico, corrupción, lavado de activos y paramilitarismo.

Fue precisamente cuando investigaba casos de paramilitarismo -en los Montes de María- que Mónica Gaitán salió del país junto a su esposo y sus dos hijos. La decisión de exiliarse la tomó después de que otra fiscal con la que trabajaba, al igual que otros miembros del equipo, fueron asesinados.

Después de permanecer doce años en Estados Unidos -donde cuenta llegó a lavar baños-, Gaitán regresó a Colombia para coordinar la restitución de tierras, y desde hace dos años volvió al Valle del Cauca, primero a Cali y luego a Tuluá, donde se radicó para dedicarse a la docencia en la Unidad Central del Valle.

Después de escuchar su historia de vida, Graffiti le preguntó a Mónica Gaitán qué es más difícil entre enfrentarse al crimen y buscar votos, y esto respondió:

“Conquistar votos es un reto, porque la gente está enojada y hay mucha desconfianza, mucha desilusión”.

Por eso, dice la candidata de Colombia Justa Libres a la Gobernación del Valle, su mayor promesa de campaña es la transparencia.

Otro Graffiti de hoy:

La reunión privada de seis candidatos a la Alcaldía

Comments

Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar