Indignación selectiva

Natalia Bedoya

La violencia sexual en contra de un menor de edad es uno de los actos más atroces, es incomprensible lo que hay en la mente de ese ser capaz de realizar ese acto tan ruin de abusar de un ser tan inocente. Qué dolor y qué impotencia.

El caso de la menor indígena embera abusada sexualmente por soldados de la patria me duele aún más, esos siete delincuentes no merecen portar el uniforme de una institución que le ha dado tanta gloria a nuestros país. Todo el peso de la ley debe recaer sobre ellos, no debería existir algún tipo de rebaja de pena.

Queremos justicia para ella, así también para todas la víctimas de abuso sexual, para quienes fueron abusadas por la guerrilla de las Farc, por los paramilitares, por el ELN o por civiles, no importa quien sea el victimario, todas sin excepción necesitan justicia .

Hipócritas quienes se indignan selectivamente. Justicia para las víctimas de las Farc, justicia para las víctimas del ELN, de los paramilitares, de los civiles y, por supuesto, de los soldados del Ejército que cometan este atroz crimen.

Generalizar y juzgar a nuestro Ejército por la culpa de un número de soldados limitados sería injusto, a nuestro Ejército le debemos sólo gratitud y gloria; justo esta semana conmemoramos 12 años de una de las más grandes operaciones militares: la “Operación Jaque”, en donde rescataron sin disparar un solo tiro a 15 secuestrados que estaban en poder de las Farc. No podemos caer en el error de perder la confianza en nuestro Ejército por el comportamiento de unos pocos.

Esperemos que pronto se sancione la ley que permite la cadena perpetúa para violadores. Justicia para todas.

Comments

Comparte esta noticia...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar