Cali, diciembre 7 de 2021. Actualizado: martes, diciembre 7, 2021 18:26

TEMAS DESTACADOS:

El equipo de Águilas de Río Negro jugó 79 minutos hasta que se quedó con 6 jugadores

Indignación en el fútbol colombiano tras obligar a un equipo a jugar con 7 futbolistas

Un bochornoso hecho generó indignación en el fútbol colombiano y en el continente, la Dimayor obligó al equipo Águilas Doradas a jugar con 7 futbolistas, en lugar de suspender el partido ya que el resto de plantilla se había contagiado de covid-19.

El indignante partido tuvo lugar el pasado domingo, 11 de abril, por la fecha 18 de la Liga BetPlay Dimayor I ante el equipo Boyacá Chicó.

Desde un inicio, los jugadores del equipo antioqueño mostraron su rechazo en contra de la Dimayor por no suspender el encuentro y obligar a los jugadores a enfrentarse a su rival en inferioridad numérica.

Al inicio del partido el cuadro dorado salió con pancartas que expresaban “Juego limpio” y “Primero la vida” como protesta por no haber suspendido en juego después de la petición del equipo, dado que siete jugadores estaban lesionados y otros 15 padecían de covid-19.

Así pues, los siete futbolistas salieron a dejarlo todo en la cancha ante once del Chicó, logrando dejar su valla 0 hasta el segundo tiempo, en el cual el visitante les hizo tres tantos para sellar la victoria en un partido que finalizó a los 79 minutos tras una lesión que dejó a las Águilas Doradas con 6 jugadores.

El hecho inmediatamente generó polémica entre los internautas y los medios de comunicación nacionales e internacionales, los cuales calificaron el partido como una vergüenza para el deporte y para la novena liga del mundo.

Sin embargo, el equipo antioqueño se ganó el respeto de quienes conocieron el suceso y fue catalogado como un equipo de guerreros, en donde la figura fue el arquero que, pese a contar con 4 jugadores menos, salvó la portería y redujo el número de goles.

Respuesta de la Dimayor

Después de generar polémica internacional y repercusiones en el “Fair Play” o “Juego limpio”, el presidente de la División Mayor del Fútbol Colombiano, Fernando Jaramillo, expresó a diversos medios de comunicación que no fue decisión de él sino que así está establecido en las reglas.

Posteriormente, afirmó que no se podía suspender el encuentro, pese a que Águilas Doradas lo solicitó en reiteradas ocasiones, porque perjudicaba a los otros equipos que se pelean el descenso.

Asimismo, Jaramillo dijo, en pocas palabras, que obligó al equipo a jugar, ya que si no lo hacían podía desafiliarlos de la Dimayor.

Si bien el encuentro, según el presidente de la Dimayor, tenía que jugarse, el caso será enviado al Tribunal del Arbitraje Deportivo, en donde posiblemente sea impugnado el partido, lo cual podría traer sanciones a la liga colombiana.

Comments

Comparte esta noticia...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

PUBLICIDAD
Publicidad
Publicidad
Diario Occidente

Una publicación diaria del Nuevo Diario Occidente S.A. Fundado el 19 de noviembre de 1961

© 1961 - 2021. NUEVO DIARIO OCCIDENTE S.A.
Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita del titular.

Ver mapa del sitio | Desarrollado por: