Cali, septiembre 18 de 2020. Actualizado:

TEMAS DESTACADOS:

Facilita la optimización y maximización de utilidades

La analítica de datos tributarios en las empresas

Por: Juan David García Semanate
Auditor – Big Data
Email: [email protected]

En términos de estrategia, la planeación financiera en conjunto con la planeación tributaría permiten entrelazar y alcanzar los objetivos corporativos, dado que estas planeaciones son herramientas estratégicas que facilitan el objetivo principal de toda empresa bajo un modelo de capital: la optimización y maximización de las utilidades.

Es por eso que, tener un modelo de planeación financiero y tributario funcional, contribuye a la toma de decisiones de manera eficiente, adecuada y oportuna, dado que, los modelos de planeación están basados en datos estructurados históricos -pasado- para así, realizar proyecciones y simulaciones corporativas -futuro-, permitiendo anticipar a situaciones y/o posibles errores; a su vez, una óptima planeación, brinda mayor tiempo para realizar análisis y formar criterios sobre el correcto tratamiento de los diferentes escenarios de hechos económicos y sociales no previstos.

El contador público, siempre ha lidiado y realizado tareas de analítica en su quehacer diario, desde la captura del dato, hasta la clasificación, estructuración y presentación del conjunto de datos en información para los stakeholders; es por eso, que el contador público por intuición es un analítico de los datos reposados en la contabilidad, pero, para ofrecer un mayor alcance, el profesional contable debe de complementar dichos reportes, planeaciones y demás datos con tecnología emergente y técnicas de análisis. En efecto, la experiencia y lógica de un contador es indispensable para el modelo analítico tributario, porque, permitirá observar, reconocer, estimar y visionar futuros hechos económicos con base impositiva y, así dar a conocer o ayudar a construir planes de acción que permita mitigar el impacto tributario de esos hechos. La analítica tributaria contribuye a responder preguntas que anteriormente no podían ser resueltas.

Flujo de caja

Para realizar una planeación tributaria, se requiere de un conocimiento técnico y normativo amplio que comprenda los diferentes escenarios sociales y económicos a que está y pueda estar expuesta la empresa dentro de la vigencia a planear, para así, conforme al marco impositivo y legal del país, bosquejar variables y escenarios futuros para reducir la carga impositiva, optimizando el flujo de caja y logrando mayores beneficios a los dueños, por lo que las variables a tener presente sujetas a incertidumbre y basadas en estimaciones, pueden generar una amplia cantidad de datos estructurados y no estructurados, y, es aquí, en donde la Big data y la analítica de datos juegan un papel relevante en el apoyo y complemento del profesional contable para dar mayor calidad y alcance efectivo a la planeación tributaría bajo un modelo de analítica tributaria, donde se debe cambiar la metodología de la planeación, de pasar de preguntas cómo: ¿Qué hacer? y/o ¿Qué pasó? A preguntas dinamizadoras cómo: ¿Qué necesitaría hacer si?, ¿Qué pasa si intentamos…? ¿Qué ocurre luego de…? Entre otras, dado que, bajo analítica predictiva en un modelo tributario basado en analítica prescriptiva, se puede dar respuesta sobre las diferentes simulaciones.

Pasos

Para realizar una planeación tributaria basado en analítica, inicialmente es pertinente mencionar que la planeación tributaria conservaría las fases fundamentales, como lo son:

1. Conocimiento del negocio.
2. Estudio de la situación impositiva de años sujetos a revisión fiscal.
3. Objetivos del Gobierno “Plan de desarrollo”.
4. Desarrollo de la planeación.
5. Hechos sociales, económicos y legales (prospectivos).
6. Presentación de declaraciones.

Sin dejar a un lado las anteriores fases de planeación tributaria, estas se deben de entrelazar con los siguientes componentes que son vitales para que una empresa tenga un óptimo ejercicio analítico de la gestión tributaria interna y externa, componentes, en donde, el rol y la participación de los contadores y consultores tributarios con habilidades tecnológicas son cruciales, dichos componentes son:

1. Talento humano.
2. Administración solida de datos.
3. Infraestructura de los datos tributarios.
4. Visualización de datos.

Siguiendo el hilo conductor, resulta indispensable inicialmente encontrar talento humano o equipos de trabajo que comprenda tanto de ley tributaria como de analítica de datos, para así, facilitar el proceso de planeación y seguimiento tributario a lo largo del periodo; posteriormente, estos profesionales estructuran la data general y administraran de manera solida los datos reposados en ella, y una vez, estructurado los datos generales y almacenados, mediante sentencias y código de programación, de diseñar y estructura la infraestructura tributaria a administrar, siendo necesario que el diseño de la infraestructura sea pensando en la facilidad de la extracción de los datos para su óptima visualización.

En conclusión, la analítica de datos tributarios es una herramienta poderosa, que mediante visualización de datos estructurados, permite evaluar y comunicar hallazgos que perjudiquen la estrategia corporativa y los objetivos propuestos por la gerencia en términos impositivos y, es por ello que en SFAI Colombia y desde un enfoque global basado en las mejores prácticas, nos especializamos en agregar valor con profesionalismo y tecnología a las compañías, para que estratégicamente generemos confianza, basados en el Compliance Legal.

Comments

Comparte esta noticia...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

Publicidad

PUBLICIDAD
Diario Occidente

Una publicación diaria del Nuevo Diario Occidente S.A. Fundado el 19 de noviembre de 1961

© 1961 - 2020. NUEVO DIARIO OCCIDENTE S.A.
Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita del titular.

Ver mapa del sitio | Desarrollado por: