Los tenderos y sus clientes, amenazados por la reforma

Cali, noviembre 27 de 2022. Actualizado: sábado, noviembre 26, 2022 00:51

TEMAS DESTACADOS:

La fórmula es inequívoca: al gravar con impuestos los productos estrellas de las tiendas de barrio, estos negocios quedarán en riesgo

Los tenderos y sus clientes, amenazados por la reforma

Se calcula que en Colombia hay al menos 450 mil tiendas de barrio, es decir que igual número de familias dependen de estos pequeños negocios.

Por ello, es comprensible la preocupación de los tenderos por el efecto que tendrá la reforma tributaria en la rentabilidad de sus establecimientos, pues el proyecto presentado por el gobierno del presidente Gustavo Petro cargará con impuestos muchos de los productos más consumidos en las tiendas, como las bebidas azucaradas y los alimentos ultraprocesados, por lo que temen no sólo que se afecte su margen de rentabilidad, sino también la misma viabilidad de sus negocios.

Se calcula que las gaseosas, el té y los jugos representan el 33% de los ingresos de las tiendas de barrio, y algunos sostienen que, al sumar los alimentos ultraprocesados, como papas fritas, pasteles y galletas, que se venden en pequeños empaques, los productos que serán gravados con la reforma tributaria pueden representar el 50% de las ventas de este tipo de establecimientos.

Estos establecimientos, ubicados principalmente en sectores populares y de clase media, juegan un papel fundamental para miles de hogares en los que, por sus condiciones económicas, no se realiza un abastecimiento periódico en supermercados para tener la despensa llena, sino que todo o buena parte de lo que se consume, se compra diario y al menudeo.

Se trata en muchos casos de familias que dependen de trabajos informales, que no tienen ingresos fijos y que definen sus compras del día según lo que hayan ganado en la jornada anterior.

Este contexto permite entender porqué los clientes de las tiendas de barrio no podrán seguir comprando en iguales cantidades los productos que subirán de precio con la reforma tributaria.

Ante los nuevos impuestos, los tenderos tienen sólo dos opciones: aumentar el precio, lo que indudablemente les significará vender menos, sobre todo en los estratos populares, o sacrificar su utilidad y subir parcialmente el valor de los productos que serán gravados con la reforma tributaria. En ambos escenarios tienen las de perder.

Un gobierno que llegó al poder con un discurso de apoyo a los más necesitados no puede aplicar una reforma tributaria inmisericorde que, en el caso de las tiendas de barrio, golpeará directamente a quienes viven de estos establecimientos, pero también a sus clientes. Los reclamos de los tenderos están más que justificados.

Foto: Archivo-Diario Occidente

Comments

Comparte esta noticia...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

PUBLICIDAD
Publicidad
Publicidad
Diario Occidente

Una publicación diaria del Nuevo Diario Occidente S.A. Fundado el 19 de noviembre de 1961

© 1961 - 2022. NUEVO DIARIO OCCIDENTE S.A.
Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita del titular.

Ver mapa del sitio | Desarrollado por: