septiembre 24, 2016

Es necesario alejarse de lo negativo

Perdonar, hágalo por su salud y estado mental

Saber perdonar implica dejar atrás las emociones de venganza y odio hacia una persona que ha hecho daño. Esta es una acción va acompañada de vivir continuamente en el presente y  liberarse de tomar decisiones basadas en malos recuerdos.

Para esto es necesario que aquel que perdona comprenda que su decisión no implica  condicionarse a promesas o a cambios actitudinales. Es un proceso de reconciliación personal que, inclusive, trae beneficios para la salud emocional, mental y física.

“Cuando se perdona, se termina con las emociones negativas que acompañan al recuerdo. Cambian los significados de los hechos y se abandonan los sentimientos de odio, venganza y tristeza” dijo Víctor Velázquez, Docente de la Facultad de Psicología de la Fundación Universitaria Sanitas y experto en solución de conflictos  y perdón.

Más allá de ser un proceso de superación, perdonar correctamente hace bien para la salud.  Estos son cinco de sus beneficios:

■ Liberación mental. Está comprobado que cuando las personas logran alejar el rencor, la ira, el odio y la venganza, sentimientos que producen estados de insatisfacción e infelicidad, tienen una mejor calidad de vida.

■ Eliminar tensión.  Cuando se perdona, las personas se liberan de la sensación de tensión constante asociada al miedo, que además produce dolor de cabeza, tensión muscular y cambios en la presión arterial debido al estado emocional.

■ Salud mental. En el momento de perdonar se generan estados de satisfacción y se afianza el sentimiento de confianza con otras personas.

■ Mayor autocontrol.  El perdón ayuda a desarrollar estrategias de manejo de la ira y facilita un mayor nivel de respuestas asertivas a eventos inesperados.

■ Desintoxica el cuerpo. Libera los ciclos de venganza y de odio. Además, se evitan los efectos colaterales generados con emociones destructivas, rompiendo así con patrones negativos al momento de solucionar problemas.