Agosto 05, 2017

Ley reduce tiempo del servicio militar

Reducen el tiempo del servicio militar

El presidente Juan Manuel Santos sancionó este viernes la Ley de Reclutamiento que contiene múltiples beneficios, prerrogativas e incentivos para los jóvenes colombianos, y que, además, actualiza una normativa elaborada hace 24 años.

Durante la sanción de la mencionada Ley en la Casa de Nariño, el Jefe del Estado señaló que prestar el servicio a las Fuerzas Armadas debería ser siempre un honor y no ser tomado como un castigo.

Esta ley establece que los jóvenes que presten el servicio militar durante año y medio tendrán garantizado un cupo en el Sena.

“Los reservistas de primera clase podrán acceder a cualquier programa que deseen de formación técnica o tecnológica; y podrán estudiar durante la prestación de su servicio militar, o después de acabarlo, como prefieran”, dijo Santos.

A partir de la expedición de la norma, se duplicará la bonificación mensual de 100 mil pesos que reciben los soldados a más de 220 mil pesos.

Así mismo, la duración máxima del servicio militar será de año y medio, en lugar de 24 meses. También se redujo la edad máxima para prestar servicio militar de 28 años a 24 años.

Libreta militar
Con respecto a los costos de la libreta militar, el Presidente informó que éstos se reducen sustancialmente. Lo menos que debía pagarse era el 60 por ciento de un salario mínimo y con la ley dicho porcentaje disminuye el 20 por ciento. El mínimo a pagar como cuota de compensación pasa de unos 430 mil pesos a menos de 150 mil pesos.

Esta Ley es clara respecto a la prohibición absoluta de las denominadas “batidas”.

  • Luz Marina Cantillo

    Nadie hace caso al Presidente, ni siquiera los coroneles, brigadieres, etc., etc. Tengo 2 hijos remisos, se presentaron, salieron no aptos y, somos estrato 2 y la liquidación de cada libreta fue de $1’400.000, ellos no han podido conseguir trabajo, por lo tanto no se ha podido cancelar $2’800.000, los militares no tienen corazón para ayudarnos con el caso. Hemos mandado derechos de petición, tutelas y nada de nada. Vivimos en un país incierto.