febrero 12, 2018

¡La comarca clama por ella!

Hugo E. Gamboa Cabrera

En la nota anterior mencionamos la necesidad de recuperar el liderazgo de nuestro Valle del Cauca, pero, por razones de espacio, se nos quedaron algunos puntos en el tintero. Dios quiera que quienes tienen el poder de defender la comarca se iluminen y luchen por ella. Sorprende ver como los antioqueños se unen para sacar adelante su tierra, y lo han logrado maravillosamente. Igual los costeños. Sin embargo, en el Valle es ¡Sálvese quien pueda! Cada quién coge para su lado. Y eso nos ha hecho y nos hace mucho daño.

Ante todo, ese pacto, con dinero de por medio, entre políticos del Valle con políticos de otras regiones, con el solo compromiso de endosarle votos nuestros, es una canallada. Hemos venido perdiendo demasiado gracias a esos “arreglos políticos.”

No hay sentido de pertenencia de las partes involucradas. Acá recibimos a todo el mundo para que se instale sin problema alguno, pero eso nos ha creado pauperización e informalidad, y quienes tienen el poder de ayudarnos a sacar la cabeza, se desentienden de ello y la región sufriendo consecuencias inmerecidas.

Otra situación que le planteamos al alcalde Armitage desde aquí y con mucho respeto y buena fe: hace algunos días, en reunión con trabajadores de Emcali y directivos de Univalle, dijo que iba a enganchar mil contratistas para acabar con contratos de prestación de servicios. Por qué no piensa en ascender a todos esos profesionales que la misma empresa ha patrocinado en diversas universidades de Cali y Bogotá, con maestrías incluidas. Sería lo más justo para empresa y ciudad.