Mayo 09, 2017

Galán también impulsa consulta interpartidista

Por Mauricio Ríos Giraldo

Al senador Juan Manuel Galán, quien es precandidato presidencial por el Partido Liberal, también le suena -y mucho- la idea de realizar una consulta interpartidista para escoger un candidato único a la Presidencia de la República.

Ayer Graffiti publicó declaraciones del senador vallecaucano y también precandidato presidencial, Edinson Delgado, quien se declaró partidario de que el día de las elecciones legislativas -11 de marzo de 2018- los aspirantes al primer cargo de la Nación por los partidos “de avanzada” se sometan a una consulta para escoger un candidato único.

Consultado por Graffiti sobre el tema, Juan Manuel Galán fue más allá:

“La última encuesta de la firma Invamer Gallup demuestra que el escenario de una consulta de centro, que reúna candidatos más que a partidos, es absolutamente viable para escoger un candidato único”, dijo Galán.

Para el Senador liberal, los electores en todo el mundo están enviando un mensaje de transformación en la política y “quieren un presidente desligado de los intereses y de los lastres”, y la mejor forma de escoger a un candidato recoja ese querer es a través de la consulta interpartidista.

“La forma de escoger ese candidato no puede ser una convención de políticos encerrados, de espaldas a la gente, imponiendo un candidato a dedo, sino que sea la gente en las urnas la que escoja al candidato de su preferencia y le dé legitimidad a esa escogencia”, explicó Galán.

“El tema -agregó el Senador- viene avanzando y se viene conversando con otros partidos interesados en hacer esa consulta el día de las elecciones parlamentarias, lo que permitiría tener una muy importante participación de los ciudadanos, pero además economizar los costos de organizar en otra fecha, en frío, una consulta popular”.

Galán dijo que está dispuesto a participar en esa consulta siempre y cuando cumpla con las siguientes condiciones mínimas:

“…que sea abierta, libre, popular y que no esté interferida por el otorgamiento de avales a los congresistas desde las direcciones de los partidos, porque eso sí sería una interferencia indebida”.