febrero 06, 2018

Estudian plan de contingencia

Controversia por baja flota del MIO

En promedio 105 vehículos del transporte masivo, MIO, no están operando en horas pico de la mañana y 160 en horas pico de la tarde, lo que ha encendido las alarmas de Metro Cali y de los entes de control por la afectación del servicio a los usuarios.

La programación es de 800 buses para atender la demanda general; sin embargo, durante las dos jornadas con mayor exigencia de flota, en promedio los concesionarios incumplieron con la ejecución programada: Unimetro 113 buses menos, GIT Masivo dejó de sacar 88 buses, Blanco y Negro no cumplió con 52 buses y ETM no puso al servicio 12 buses, según un informe de Metro Cali.

Enrique Wolff, miembro de la junta directiva de GIT Masivo (uno de los operadores del sistema) manifestó que el informe al que hace referencia Metro Cali es un estado de la operación a determinada hora y dentro del cual, por distintas novedades operacionales, siempre faltan buses.

“Metro Cali está creando la crisis actual y está tratando de desviar la atención con respecto a sus múltiples incumplimientos contractuales que están siendo dirimidos en tribunales de arbitramento. Desafortunadamente no se llegó a un acuerdo en la negociación y lo que procede es esperar el fallo de los tribunales, a no ser que Metro Cali quiera reactivar la negociación en términos justos para las partes”, acotó Enrique Wolff.

Plan de contingencia
Ante la afectación de los usuarios del transporte masivo, Metro Cali anunció que en caso de presentarse una crisis en la operación se contempla el levantamiento del pico y placa para el transporte público colectivo y para los taxis, declarar la emergencia social y la urgencia manifiesta, esta última porque permite flexibilidad administrativa, como por ejemplo, para alquilar buses de otros sistemas masivos o buses de servicio especial, entre otras posibilidades.

Al respecto, el concejal Carlos Andrés Arias señaló que “se han demorado mucho en garantizar esa posibilidad, por ejemplo, las busetas y los colectivos que hoy funcionan en Cali tienen la restricción del pico y placa y no es entendible que ese transporte que es el que va a sitios donde se ataca la piratería tenga restricción del pico y placa.

La ausencia de flota me parece que es una forma de presión de los ope-radores a la administración Municipal que a mi juicio es inaceptable”.

Quejas
Desde MIO Usuarios, se están recibiendo entre 15 y 20 quejas diarias por el servicio del sistema de transporte: “porque no hay flota, por el tiempo de espera, por el estado de los vehículos, entre otros”, según Mauricio Venté, representante de la red de usuarios del sistema.

Servicio óptimo
“En este debate público se tiene que acabar la falsa convicción de que los concesionarios tienen al ente gestor y a la Alcaldía de Cali arrodillados ante una posible crisis o ante los tribunales de arbitramento. Debe quedar muy claro que tanto a Metro Cali, como al Municipio y a los caleños, usuarios o no del MIO, solo nos sirven concesionarios comprometidos con la óptima prestación del servicio de transporte masivo, sean los actuales o unos nuevos”, indicó Nicolás Orejuela, presidente de Metro Cali.